Cartas a Alex: L10 Messi. Via Marca

Marca Orbyt.
CARTAS A ÁLEX Gabriel
Masfurroll 18/10/2014
L10 Messi

Me llamo Leo, Leo Messi

Me llamo Leo, Leo Messi

Comparte esta noticia
twitter
Querido Álex, esta vez, mi carta será muy numérica pues quiero demostrar porque Leo Messi, es el mejor jugador de la historia del fútbol. Cumplidos los 27 años y tras 10 como profesional siempre en el Barça, ahí va su palmarés por si alguno no se acuerda: 434 partidos jugados con el primer equipo y 361 goles. Con la Selección Argentina, 95 partidos y 44 goles. Oro olímpico en Pekín 2008. Subcampeón Mundial 2014 y mejor jugador del Torneo. Mejor jugador FIFA y cuatro veces Balón de Oro. Máximo goleador en la historia del FC Barcelona. Récord mundial en una temporada con 73 goles. Cuatro años seguidos máximo goleador de la Champions. En el año 2013 consigue el récord Guinness por sus 91 goles oficiales en un año. Seis títulos de Liga, tres Champions, dos Mundiales de clubes, tres Supercopas de Europa, dos Copas del Rey, cinco Supercopas de España, Trofeo Pichichi 2010, 2012 y 2013. Bota de Oro, 2010, 2012 y 2013, Marca Leyenda 2009, Trofeo Di Stéfano 2009/10/11. Premio BBVA al mejor delantero de la Liga. Onze d’Or 2009/10/11. Premio World SOCCER al mejor jugador del mundo 2009/11/12. Balón de Oro de la Copa Mundial de clubes FIFA, 2009/11. y muchos galardones y títulos más.
Además, es embajador de buena voluntad por Unicef, único deportista nombrado personalidad del año por la revista Time 2011. Mejor jugador del mejor equipo de la historia del fútbol, el FC Barcelona, ganador de los 6 títulos disputados en 2012 y galardonado con el trofeo Laureus al Mejor Equipo del Mundo. Mejor Jugador de la Historia segun Sports Illustrated 2012 .No quiero finalizar,sin incluir algo importante Álex, la Fundación Leo Messi que quizás pocos conocen y que recomiendo visiten al menos su web (www.fundacionleomessi.org).
Gracies Lio per tot el que hem disfrutat i tu saps bé Alex que tambe col.laboren amb la Fundación Alex (www.fundacionalex.org) i això per nosaltres, és molt important. T’estimo, Alex.
@masfurroll

Anuncios

Llega una nueva era. Debate: La juventud. Vía La Vanguardia

Llega una nueva era

DEBATE. La juventud

Gabriel Masfurroll
El mundo que se avecina será muy distinto del actual, con nuevas reglas de juego y una redefinición del modelo de vida. Lo establecido se resiste a cambiar, una reacción muy nuestra. El ser humano es reacio al cambio y mucho más si está en posición de control. Pero los movimientos son beneficiosos, ya que buscan acechar el inmovilismo de figuras que siguen ocupando posiciones que deberían generar valor sin conseguirlo. Toca cambio, pero de verdad. Las generaciones que están al frente deben dejar paso a los jóvenes que surgen con afán de liderar. Por suerte, la historia es1471262_783113055048171_367683966_n cíclica, y el progreso, un fenómeno recurrente en nuestra historia. Antes, las formas y los modos eran distintos. Ahora los parámetros de la comunicación han modificado radicalmente los hábitos.

El gran cambio debe radicar en la conciencia individual y debe ser el testigo que recojan nuestros representantes. Estamos hablando de un cambio muy profundo, y la ejemplaridad, obligada o no, de algunas personas está acelerando el proceso. Por ejemplo, el papa Benedicto XVI, quien con una decisión insólita decidió retirarse y dar paso a un nuevo papa que sabía de antemano que pertenecía a una corriente de pensamiento distinta de la suya pero con ideas más acordes con los tiempos que vivimos. Un acto de suma inteligencia, generosidad, visión y progreso. Francisco no es joven en edad pero sí en términos de espíritu, convicciones e ideas… Ojalá muchos jóvenes fueran como él.

Las generaciones que están al frente han de dejar paso a la juventud que surge con afán de liderar

El fenómeno se reproduce y es imposible garantizar que todo se hará por la vía del diálogo y la buena voluntad. El gran escollo es el cambio y la incomodidad que supone salir del área de confort. Sólo desde el respeto, la inteligencia y la generosidad conseguiremos salir del final de una era que tuvo cosas muy buenas y otras menos buenas, pero que debe tener como fin consolidar unos niveles mínimos de progreso y bienestar.

Un mundo solidario, justo y eficaz, en el que el “nosotros” se imponga al “yo” y en el que unir y construir supere a la desunión y destrucción. No deben importar las razas, las creencias, ni las fronteras, sólo las personas y el respeto. Los mayores, seguramente más desgastados, seguiremos cabalgando, pero entre las huestes y ahí nos tendrán los jóvenes para pedirnos consejo. Y no es problema de edad física, sino mental, de ganas, ilusión y pasión por lo que hagas. Verán que he escrito este artículo en primera persona del plural y se debe a que este artículo que firmo yo, lo he escrito con la ayuda y colaboración de mis hijos Gaby y Paola. No querríamos finalizar estas reflexiones sin una conclusión: comprender es amar y amar es comprender, y por supuesto aceptar que no te comprendo.

G. MASFURROLL, presidente de Wings 4 Business
@masfurroll

Cartas a Alex: Hablar con los demás, no de los demas

Marca Orbyt.
CARTAS A ÁLEX Gabriel Masfurroll 12/10/2014

Mejor equipo del mundo ( para los desmemoriados)

Mejor equipo del mundo ( para los desmemoriados)

Hablar con los demás y no de los demás
Comparte esta noticia
twitter
Q uerido Álex, te escribo desde Suecia. Es curioso cuan distintos somos los seres humanos en función de donde hayamos nacido pero a la vez, lo similares que somos en algunas actitudes y decisiones. Vivimos en un mundo que está alcanzando el paradigma de la comunicacion, en donde la tecnología nos permite conectarnos casi desde cualquier rincón del mundo y a su vez, al instante. Pues bien, yo percibo que este logro, lo que está consiguiendo es que cada vez estemos menos comunicados.
Antes, la comunicación era fundamentalmente presencial, física y sino, escrita o verbal a través del teléfono. La presencial era la dominante. La otras, complementarias. Hoy en día, la comunicación es como un río desbordado lleno de afluentes también superados por aguas torrenciales. Usamos todos los medios que son muchos, para expresar lo que pensamos. Unos más ordenada y profesionalmente, otros al tuntún. ¿Qué pasa? Pues que todo vale, los canales se han democratizado tanto que vale casi lo mismo una opinión autorizada de un medio que la de un twittero. No sé cual es mejor. Estamos pasando de la democracia a la anarquía.
Todo esto lo digo porque aún estoy alucinando con la reacción de algunos ante la posicion de Gerard Piqué ante la consulta que se pide en Catalunya y su participación con la selección. No hay nada peor que las interpretaciones, que normalmente vienen condicionadas por las fobias y filias que despierta el personaje en cuestión. La envidia, se convierte en odio y de nada sirve que lo dicho se haya hecho con respeto. Si no me caes bien, te destruyo. Y esto sucede siempre entre dos partes que están enfrentadas. Lo fácil es hablar mal del otro. Lo difícil es hablar con el otro y tratar de comprender.
Serem capaços d’aprofitar el progrés i la tecnologia en favor d’un món més just, comprensiu, solidari i generós? Tant de bo sigui així, sinò anem cap al caos. T’estimo Álex.

Cartas a Alex: Dr Jekyll y Mr Hyde. Vía Marca

Marca Orbyt.
CARTAS A ÁLEX Gabriel
Masfurroll 04/10/2014
Dr. Jekyll y Mr. Hyde
Descubra Orbyt
Disminuye el tamaño del texto
Aumenta el tamaño del texto
Imprimir documento
Comparte esta noticia
twitterimage
Q uerido Álex, verás que desde que Luis Enrique tomó el control del primer equipo del Barça, no he escrito ni una línea sobre él y así seguiré durante un tiempo. Merece que le dejemos trabajar en paz. Lo de Jekyll y Hyde no viene por ello, sino por las dos caras que parece que todo tiene. Tenemos la Liga de las Estrellas o al menos eso dicen algunos. Para mí, lo que tenemos, es una Liga con dos caras, la de los dos grandes, Barça y Madrid y los otros, con todo mi respeto que es enorme para el Atlético de Madrid y algún otro outsider que lucha contra los brutales presupuestos de los grandes como son el Athletic de Bilbao, Valencia, Sevilla y pocos más. El resto juegan otra Liga.
También en el ámbito del fair play, los hay que son modélicos, en especial el Villarreal y ahora el Eibar que ha conseguido lo increíble. La otra cara, negativa y poco ejemplar, es la de las trampas. El Zaragoza y el Levante empiezan a ser investigados y no huele bien. Seguro que no son los únicos. Otras dos caras. Los equipos que cumplen mejor que peor las reglas del fair play financiero y los que no.
Algunos clubs deberían estar en divisiones inferiores, pero nadie se atreve con ello, pues esto sí que podría provocar revueltas graves en las calles. Más Jekylls y Hydes. Quedan pocos resquicios del romanticismo del fútbol, aquel del amor a los colores, las alineaciones de memoria, la vida deportiva en tu club… El fútbol ha mutado como todo lo que nos rodea. ¿Es esto progreso, Álex? Lo parece, pero para mí es regresión. Voy al estadio a ver fútbol porque es el punto de unión con tus hermanos y sobrinos Alex, pero poco más. He perdido la pasión, probablemente la ingenuidad y no me siento bien. Quiero recuperarlas pero no sé cómo. Demasiados Jekylls y Hydes. Si Robert Louis Stevenson viviera, ni él mismo lo entendería. Des d’allà a on estiguis, ajuda’ns com sempre fas. T’estimo, Álex.

Es un sentiment by Eva Ramirez, via La Vanguardia

imageÉs un sentiment

EL LECTOR EXPONE

Patriotismo es el sentimiento que tiene un ser humano por la tierra natal o adoptiva a la que se siente ligado por unos determinados valores, cultura, historia y afectos.

Mis abuelos eran cántabro, aragonesa, catalán y alemana. En casa de mis padres se hablaba en castellano. Me eduqué en el Liceo Francés de Barcelona, lo que implica conocer a fondo no sólo una lengua, sino una cultura, diferentes de la tuya. Así llegué a la adolescencia y más tarde a la madurez. Mirando hacia atrás me doy cuenta de que nunca tuve ningún sentimiento hacia la bandera española. Siempre me fue indiferente, y siempre me sorprendió ese patriotismo de algunos pueblos hacia su tierra, como el que expresan los estadounidenses y los franceses por poner dos ejemplos.

Als 27 anys (ara en tinc 47) vaig venir a viure a Torredembarra. Vaig tenir dos fills que van anar a l’escola i ara a l’institut públics.

El millor professor que han tingut a secundària i a batxillerat només s’expressa en castellà, tot i que fa assignatures de ciències i que el llibre és en català. Això mai ha suposat un problema. Els meus fills són bilingües, igual que la majoria d’adolescents d’aquest país.

Quan el PP va arribar al Govern, i amb la impugnació de l’Estatut, va haver-hi un punt d’inflexió. El PP va posar en marxa una maquinària de creació d’independentistes que treballava a marxes forçades. Al punt en què estem ara no ens hi ha portat el president Mas, ni l’ANC, ni ERC. Ens hi han portat el senyor Rajoy i el seu Govern. Ara, al balcó de casa oneja la nostra estimada estelada. I mirant- la, m’adono que ara sé què és ser patriota. És un sentiment meravellós. I no hi haurà llei ni Govern que li pugui donar la volta. EVA RAMÍREZ Torredembarra

Adictos a la actualidad By Carles Casajoana. Vía La Vanguardia

imagesiguiente artículo te podría interesar:

—–

Adictos a la actualidad

Carles Casajuana

Cuando me presenté a los exámenes de ingreso a la escuela diplomática, hace treinta y seis años, una de las primeras pruebas era la exposición por escrito de un tema de la actualidad internacional. Como solía tratarse de temas muy generales, me presenté decidido a comenzar la exposición, saliera lo que saliera, citando una conocida frase de Ortega y Gasset: “Hoy no sabemos lo que nos pasa y eso es precisamente lo que nos pasa”. No recuerdo si el tema que nos cayó fue las relaciones Norte-Sur, la amenaza nuclear o la guerra fría, pero ni corto ni perezoso yo arranqué con la cita de Ortega y la llevé hacia el tema propuesto, y creo recordar que no salí mal parado.

Ortega vivió en una época de aceleración histórica tan vertiginosa o más que la actual. Cuando nació, en 1883, las casas no tenían corriente eléctrica ni teléfono. Muy pocas tenían lavabo con agua corriente. Cuando murió, en 1955, todo esto ya era común. En medio, le tocaron el descalabro del 98, varias crisis económicas muy profundas, dos guerras mundiales y una civil. Vivió bajo la democracia falseada de la Restauración, la más auténtica de la Segunda República y dos dictaduras, la de Primo de Rivera y la de Franco. Eran tiempos convulsos. La frase, pues, tenía bastante sentido. Era muy difícil saber lo que pasaba. No es extraño

que una de las figuras más representativas de la literatura de aquellos años acabara siendo el agrimensor K, encarnación de un individuo sometido a los vendavales de unas fuerzas sobre las que no tiene ningún tipo de control.

Más o menos, ha pasado un siglo desde que el filósofo la escribió, pero la frase también sirve para empezar cualquier artículo sobre la actualidad. Quizás la deberíamos retocar un poco. Podríamos decir, por ejemplo: “No sabemos lo que pasará y eso es precisamente lo que pasa”. El futuro es siempre incierto, pero hay momentos en que lo parece mucho más, como en la época de Ortega. Durante el franquismo, en cambio, hubo momentos en que parecía que el tiempo se había detenido. Hoy volvemos a atravesar una época de transformaciones aceleradas y de incertidumbres desconcertantes.

Esto hace que la lectura de periódicos sea más apasionante que nunca. La actualidad es una novela de suspense. Cada día termina en lo que en inglés se conoce como cliffhanger, un fin de capítulo que nos hace sentir una necesidad imperiosa de continuar leyendo. Hace cuatro años, nos íbamos a dormir sin saber si el euro sobreviviría un día más, si la economía española debería ser rescatada como la griega, la irlandesa y la portuguesa, qué nuevo escándalo de corrupción llenaría las páginas de los diarios

y acapararía los titulares de los telediarios del día siguiente. Hoy, nos levantamos preguntándonos si la economía europea caerá en una tercera recesión, si las fuerzas (pro)rusas habrán ocupado una nueva región de Ucrania, si los matarifes del EIIS habrán degollado a otro rehén y si continuarán aflorando escándalos de corrupción de los años de la burbuja inmobiliaria. La vieja broma de Mahatma Gandhi, cuando le preguntaron

La madre de todas las incógnitas es qué pasará el 9-N. ¿Votaremos legalmente o de cualquier manera?

qué pensaba de la civilización occidental y respondió que sería una buena idea, continúa vigente.

Pero la madre de todas las incógnitas, para los catalanes y para muchos españoles –no todos, ojo–, es qué pasará el domingo 9 de noviembre. ¿Votaremos? ¿Legalmente o de cualquier manera? ¿O no votaremos? El camino hasta entonces está sembrado de incógnitas más pequeñas que pueden ser determinantes. ¿Paralizará totalmente la Generalitat la preparación de la consulta? Si

no lo hace, ¿cómo reaccionará el Gobierno? ¿Suspenderá la autonomía? ¿Procesará a los responsables de las medidas que considere ilegales? Si la Generalitat opta por renunciar a votar el 9 de noviembre, ¿qué organizará para escenificar la protesta por la prohibición? ¿Formará un Govern de coalición? ¿Convocará unas elecciones plebiscitarias? ¿Cuándo?

A veces, da la impresión de que el proceso soberanista es un invento de los directores de periódicos para aumentar las ventas. ¿A quién le puede sorprender que, cuando nos levantamos, nos metamos en el diario como quien se mete en la ducha, y que por la noche nos sumerjamos en el telediario como quien siente la necesidad de relajarse en la bañera después de una larga jornada de trabajo? La adicción a la actualidad es tan grande que, durante el día, si podemos, aun intentamos satisfacer nuestra curiosidad conectándonos a algún periódico digital, por si ha ocurrido algo. Supongo que Artur Mas no tendrá más remedio que anticipar las elecciones. Luego se celebrarán las municipales y, en seguida, las generales, de manera que las urnas tendrán la oportunidad de hablar, y mucho. Veremos qué dicen. Es posible que el mapa político resultante sea irreconocible. En todo caso, mi impresión es que, por este camino, el apoyo al soberanismo no se reducirá. Al contrario.